Traducir los contenidos web para incrementar ventas

Traducir los contenidos web para incrementar ventas

Cuando un negocio se lanza a nivel global, es necesario analizar muy bien los países de destino y sus peculiaridades para traducir los contenidos web de manera óptima y así, aumentar las oportunidades comerciales. Estos son algunos de los factores más relevantes para establecer una estrategia de marketing internacional:

Comunicación en idioma local

Aunque el idioma por excelencia a la hora de comunicarnos es el inglés, gran parte de los usuarios prefiere que las empresas tengan sus contenidos en su idioma local.

Tan solo el 25% de los usuarios de Internet realiza sus búsquedas en inglés, mientras que el resto lo hace en uno distinto. Esto es algo que todas las webs y e-commerce deben contemplar y plasmar correctamente de la mano de las empresas de traducción.

Adaptación al país destino

Como decíamos en la introducción, es importante analizar las peculiaridades de los países destino, tales como la cultura, las costumbres, las tradiciones, etc.; de este modo, cuando contratemos a una empresa de traducción, deberemos conocer a la perfección las características del país y adaptar el contenido web para que los usuarios se sientan lo más cómodos posible al leer el contenido.

Un ejemplo es hacer referencias a la cultura, temas actuales o deportivos dentro del contenido.

Pago, paquete y entrega

Si se le muestra al usuario formas de pago y de entrega confusas, no habrá servido de nada todo el trabajo de redacción y localización de los contenidos realizados. Es por eso por lo que, debemos cuidar todo el proceso de conversión y compra de una web o e-commerce.

Los consumidores quieren opciones de pago y entrega locales que sean fáciles de usar, sin recargos ocultos ni impuestos añadidos al final de sus pedidos que aumenten el precio inesperadamente. Si el equipo de marketing y de traducción no puede manejar este tipo de problemas de manera razonable, es muy probable que se pierdan usuarios en el proceso de pago.

Prácticas de SEO en función del país

De la misma manera que se trabaja el contenido web a nivel local para mejorar el posicionamiento SEO, también se deberá hacer en el resto de países. Las mejores prácticas de SEO que pueden tener sentido en un país pueden, a la vez, perjudicar el posicionamiento de una marca en otro.

Por ejemplo, lo que es tendencia en China (motores de búsqueda, palabras clave, etc.) puede no tener ningún tipo de relevancia en España. Es por eso, que se deben analizar los motores de búsqueda más populares, las palabras clave y los nombres de dominio para que tengan sentido lingüístico en el país de destino, de manera que todo ayude a aumentar el posicionamiento SEO y en consecuencia, el tráfico web.

Leyes y regulaciones locales

Al lanzar un negocio en todo el mundo, tanto el cliente como la empresa de traducción, deben tener conocimiento de las leyes y regulaciones propias del país de destino, puesto que no siempre son las mismas.

La política de privacidad que regula la forma en la que se recogen y almacenan los datos, es un buen ejemplo. Recientemente, ha entrado en vigor el nuevo Reglamento General de Protección de Datos (RGPD), del que hablamos en anteriores posts, y el cuál ha requerido importantes cambios a nivel online y offline para proteger los datos de usuarios que traten con empresas europeas.

En definitiva, una estrategia de contenidos a nivel global debe estar respaldada por un servicio de traducción profesional en todo momento y no solo en ocasiones puntuales.

 

info

Traduce tu web fácil y rápido, directamente desde el gestor de contenidos CMS que ya utilizas

Tenemos soluciones especificas para todos los CMS. Más información
Cerrar menú